Entre los nuevos protocolos de limpieza, seguridad y distanciamiento social de la compañía se incluyen quioscos sin contacto en ubicaciones seleccionadas para el registro de equipaje, protectores de estornudos y cubiertas faciales obligatorias para la tripulación y los clientes.

"La seguridad siempre ha sido nuestra principal prioridad, y en este momento en medio de una crisis sin precedentes, es nuestro enfoque único en el cliente", dijo el CEO de United, Scott Kirby, en un mensaje de video a los clientes publicado por la compañía. "Reconocemos que COVID-19 ha traído los estándares de limpieza e higiene a la mente de los clientes al tomar decisiones de viaje, y no estamos dejando una sola piedra sin mover en nuestra búsqueda para proteger mejor a nuestros clientes y empleados".

Hasta la fecha, United ha implementado más de una docena de nuevas políticas y procedimientos alineados con United CleanPlus diseñados con la salud y la seguridad en mente, que incluyen: reducir los puntos de contacto al cerrar temporalmente los quioscos de autoservicio y comenzar a implementar, en ubicaciones seleccionadas, quioscos sin contacto que permiten a los clientes imprimir etiquetas de bolsas usando su propio dispositivo para escanear un código QR; desplegar guardias de estornudos en puntos clave de interacción, incluso en nuestros mostradores de facturación;

embarque a menos clientes a la vez para permitir una mayor distancia durante el proceso de abordaje, minimizando la aglomeración en la puerta y el puente del avión, además la compañía solicita a sus clientes que escaneen sus pases de abordar en nuestros lectores de puerta.

Además a partir del 22 de mayo, United presentará una bolsa económica para refrigerios "todo en uno" que reemplaza la bebida económica y el servicio de elección de refrigerios de cortesía en vuelos nacionales programados para 2 horas y 20 minutos o más. Esta bolsa incluirá una toallita desinfectante envuelta, un agua embotellada, un Stroopwafel y un paquete de pretzels